jueves, 13 de noviembre de 2008

La GLOBALIZACIÓN y el equilibrio termodinámico. Camino al fin.



o:


"La globalización y el estado de máxima entropía".

(Nota de la autora: Esta publicación necesita revisión.)


Aunque la globalización no tenga una temperatura asociada ni haya que entregar calor para producir ningún cambio, el hecho de que todos nos mezclemos y yo esté escuchando un reproductor de MP3 cuyas piezas fueron fabricadas en China, ensamblado en Taiwan, distribuído por un barco alemán y comercializado en España, me ha hecho siempre ver una analogía entre esto y las leyes de la termodinámica.





Según los principios de la termodinámica, en la naturaleza existe una tendencia hacia el desorden. Y el punto máximo de ese desorden, es el equilibrio (termodinámico). Es decir, si yo junto 1/2 litro de agua fría y la misma masa de agua caliente, al cabo de un tiempo obtendré un litro de agua a una temperatura media. El agua caliente habrá transmitido calor al agua fría. Eso es perder información del sistema.




Al principio, las moléculas del sistema estaban ordenadas: las moléculas con alta velocidad (calientes) a un lado, y las de baja velocidad (frías) al otro. Una vez que las moléculas se mezclan, alcanzan el equilibrio, ya no están ordenadas de acuerdo a su velocidad (o temperatura), se han desordenado.




Eso está pasando con el mundo en general. Y no hablo de calentamiento. Hablo de cultura.




Estamos en Mallorca, Islas Baleares, en un curso de naútica. Somos veinte: seis argentinos, una francesa, una húngara, un gallego, un menorquí, un ibizeño y siete que no se. El castellano con todos sus matices, aquí se homogeneiza, se produce el proceso inverso a la diferenciación por aislamiento geográfico. Ahora todo se mezcla, lo que antes era exclusivo de cierto grupo cultural, ahora está generalizado. Eso es la GLOBALIZACIÓN. Eso es tender al equilibrio, eso es acercarse al fin.




Por qué la globalización nos lleva al fin?




Una consecuencia del segundo principio de la termodinámica es que cualquier sistema aislado tiende a evolucionar hacia un estado de máxima entropía, en cuyo momento alcanza el equilibrio. Hasta ahí hubo transferencia de energía, en este caso de calor. Una vez alcanzado el mismo, si no entregamos energía, ya no hay más que hacer, ya no hay flujo. Y cuando en vez de comerse tacos sólo en México, se coman en todo el mundo, se tome mate en China, se baile árabe en Pakistán y el dinero sea uno solo, la Tierra será una sistema cada vez más homogéneo, alcanzando el equilibrio, acercándose al estado de máxima entropía y se perderá así información del sistema.




La globalización es el fin del mundo.












jueves, 23 de octubre de 2008

ISLA COSMOPOLITA...

...y su "Fin de Temporada".

Se siente en las calles ya tranquilas de Cala Rajada, en la cara de la gente. De los "chicos" que vinimos a trabajar acá. La ansiedad del viaje, el cambiar otra vez de lugar, como las gaviotas. En búsqueda de otra calidez, donde encontrar otra casita, otro trabajo, otros amigos.

Desde que llegué a Mallorca (pasado mañana hace 6 meses) me llamó la atención su "cosmopolitismo". No se existe esa palabra. Caminando por las calles se veían diferentes caras y ropajes. Que yo interpretaba como africanos, paquistaníes, alemanes, andinos, brasileños, argies (argentinos). Los que no sabía de donde eran, si preguntaba, eran por lo general de Europa del Este. Siempre jugué a diferenciar un boliviano de un peruano, de un Ecuatoriano. O a un japonés de un coreano y de un chino. Ahora practicaba con los paquistaníes y los indues. Qué pueblo más interesante el indú! Con todo su sistema de castas, de mil hablas y mil religiones.

Mi más allegado colega paquistaní se llama "Abas". La "a" es la vocal q más usan los árabes. La "A" de "Alá". Lo conocí en el local de ropa donde trabaja. Le compré unos pantalones beiges por debajo de la rodilla a E3 para ir al barco. En un español forzado me pregunta donde trabajo yo y me pide que le consiga otro trbajo, ya q estaba cansado de vender ropa. Lo intento, pero la gente es un pcoo reacia a contratar paquistaníes y nunca supe si era verdad q tenía papeles. Así q toda la temporada nuestros encuentros fueron en su negocio, cuando yo salía a ver cosas o caminaba por ahí rumbo a la playa. Un día pasé con una amiga de la cual no digo q casi se enamora pero le llamó mucho la atención. Aina 15 años, Mallorquina. Surgió la pregunta de si tenés novio y a partir de ahí una charla casi monólogo de cómo son las relaciones entre hombres y mujeres para los musulmanes. Muy interesante escucharlo de boca de un musulmán y no de mi profesor de "historia y filosofía de la ciencia", con todo respeto a los exelentes profesores que tube, Martín (30 años) incluído q en paz descanse. Ya venía interesada en leer el Corán después de sus clases las hablar con Abas, fue una bonita manera de Corán en español, de manos de un musulmán. Pasé varios días a buscarlo, pero Abas no había ido a Palma a la mezquita por lo tanto no lo tenía. Un día de aquellos pasé y había otro paquistaní (su nombre no lo recuerdo, pero tenía muchas "As") ni hablar del entusiasmo con q me hablaba cuando le dije q pasaba a ver a Abas q me tenía q dar un Corán. Su español era más claro y fluído, igual así, el me decía q prefería q vaya a la mezquita de Palma q ahí había un español q se había convertido al Islam y que lo entendería mejor, q su español era insuficiente para tener una conversación profunda sobre esos temas. Muy interesante fue escuhcarle decir que él enconctraba q los españoles convertidos, eran más ortodoxos q él mismo y otros musulmanes que lo éran sólo por tradición familiar. Me explicaba q él no seguía todo lo q decía el Corán, q era musulmán, porque sus padres y sus abuelos lo habían sido, pero nada más. Qué encontraría gente en la mezquita q me explicaría mejor (aunque se le entendía todo lo q decía). Y que le gustaba mucho ver q yo tenía interés en convertirme al Islam, cuando yo le aclaré, q no tenía intenciones de convertirme a nada, sino de conocer primero y tratar de entender más a esta gente, con la que la mayoría no se junta.

martes, 7 de octubre de 2008

Equinoccio de...PRIMAOTOÑO?







H.N. 3º long E 38º lat. north. Desde acá el sol se ve cada vez más poco. Empieza el frío. Feliz otoño! Festejando el día de la primavera recibiendo el otoño. Es raro, pero no es la primera vez que cambio de Hemisferio y pasan esas cosas exóticas como cumplir años en verano, navegando en el mar, etc. Acá esperan una navidad nevada de pantalones largos (yo me parece q me voy a mi casa...tengo 5 perros y vivo lejos!)




El pueblo de "guiris" (como a los españoles les gusta llamar a los "europeos q vienen de países más desarrolados que España") está quedando vacío. Me recuerda a cualquier pueblito de la costa argentina después de Semana Santa. Ya no queda ni el loro, con las chicas nos juntamos a tomar mate, a disfrutar de la cosecha (las que fuman), a festejar cumpleaños (todos librianos), y a compartir el tiempo. Acá hay fotos de los delfines.




Me gustaría explayame más en la terminología utilizada en esta isla. Por empezar, es uno de los lugares más cosmopolitas que he visto, por lo menos considerando el reducido espacio donde todos nos juntamos. Básicamente, entre mis observaciones y las explicaciones de un colega, llegué a la conclusión de que la gente más o menos se clasifica así:


"Guiris": Ya expliqué más arriba.

"Inmigrante": Cualquier nacido en otro país menos desarrollado que España y que viene a buscarse la vida acá (incluye Sudamericanos, Africanos, Asiáticos y Europeos del Este).

"Foraster": Aquel Español, nacido fuera de la isla. También creo q les dicen "peninsulares" ya que al resto de España le dicen "La Península", exeptuando obviamente las Canarias.


Yo como siempre no me hallo en ningún grupo (si, y qué? no soy ni hippie, ni cheta, ni vegetariana, ni nada de esas cosas q me dicen). Entre guiri, forastera o inmigrante, me siento "viajera". En fin...Me está interesando mucho el temita este de la gente, así que voy por la vida con ideas de agarrar la camarita de video y hacer algo, a ver si de una vez aprendo a usar esos putos programitas de edición ahora que tengo computadora. Sí, perdón a mi religión, pero lo malo no es eso, sino q me obligaron a usar celular. Es triste. La desición la tomé un día que se suspendió la salida de los delfines (que es a las 6 AM) y no tenían como avisarme y yo como una boluda a las 5 AM en el barco con la fregona, secando el rocío de la noche, cantando "Entré como un tonto en un navío...entré, entré, entré por engaño!" Después de eso sentí la ne-ce-si-dad de tener teléfono. Cómo te lo venden en los anuncios. Y me compré uno. Perdón (leer primera entrada al blog).


Bueno, vamos a ver en que queda lo del video. Por el momento dejo de escribir ya que no me siento identificada con el estilo y esto de que se me pegan los estilos de escritura me pasa mucho cuando leo cosas de otros, como hace un rato. Menos mal que no vengo de leer los "cuentos de ascensores que no siempre doblan" by Chamu.

domingo, 22 de junio de 2008

MIS PRIMEROS DÍAS COMO MARINERA


NAVEGANDO EL MEDITERRÁNEO


Esta vez los vientos me han traído al viejo continente. Desde la Isla de Mallorca, recorriendo su costa noreste a diario a bordo de un catamarán como parte de la tripulación paseando giris.


Uno nunca sabe para q le van a servir en el futuro las cosas q aprende en la vida, años atrás haciendo ese cursito de Timonel, para salir a navegar en el Río de la Plata, ya q estaba en la ciudad...y más atrás organizando eventos con la gorda, todas cosas q hoy me han hecho desenvolverme muy bien en este lindo presente.


23m de eslora, 11m de manga, precioso. En casi todas las salidas vemos delfines mulares y cada día siento más eso de "A veces a la naturaleza no hace falta estudiarla, basta con contemplarla" que viene a esto de desempeñarme como MARINERA en lugar de BIÓLOGA. Pero el mar siempre presente, ese mar q calma, q llena, q intimida, q me acuna.



Y sin más por el momento...me despido por ahora! Lechu.

sábado, 23 de febrero de 2008

BARILOCHE


El pasado septiembre (sePtiembre va con P siempre,por favor!) visité con mi amiga Carlita, San Carlos de Bariloche. No andaba por esos lares desde 1999 en el primer viaje como estudiante de biología. Entre otras cosas, practiqué snowboard, el surfing ayodó en el aprendizaje, pero esa tabla va muy rápido y el precipicio está al lado, te caés y te matás. Yo me caí y perdí los anteojos de sol (buaaaaaaaaaaa!!!!!!!!!), pero no me maté. Todo bien con la nieve, de visita, pero el mar se pone celoso!


Salu2! Leti.

video

domingo, 10 de febrero de 2008

Nacimiento de Tortuguitas Marinas


video

Para los que me preguntan: ¿Y qué se hace en un campamento tortuguero? Entre otras cosas, se ven bellezas como estas (gracias Dios).

De como las Islas Galápagos llegaron a formar parte de mi vida.



Por empezar, desde pequeña q soy fanática de las tortugas terrestres. Durante la carrera de cs biológicas, siempre se habló de Galápagos como "el" lugar para los biólogos, ya sea porque allí fue donde Charles Darwin realizó observaciones claves más adelante lo llevarían a formular su idea de cambio, evolución. Luego de cursar la materia "evolución", parte del programa optativo de la licenciatura (todavía no entiendo cómo una materia así es de caracter "optativo"), mis deseos de visitar las islas, se hicieron más fervientes. Éstos, ya habían sido iniciados gracias a rumores q me decían q en unas islas del Pasífico, existían tortugas grandes como mesas. Más adelante comentaré mi llegada a las encantadas.


jueves, 7 de febrero de 2008

Mañana Montevideana

Una Mañana Montevideana de regalo y un café. Las vacaciones por Brasil han terminado, con Joni como compañero y de regreso a casa, una pasadita por Uruguay.


Terminamos visitando varios lugares, siempre más de lo planeado. Entramos por el Chuí y esa misma noche llegamos a Punta del Diablo. Hicimos noche en la playa, al lado de prefectura! Al día siguiente Valizas -- Cabo Polonio (capítulo aparte, la caminata, las estrellas al regresar, el río de noche...todo). Punta del Este q nos sorprendió por la naturaleza de su camping y q era más barato de lo q esperábamos. Punta nos acunó por tres frías noches. Ayer llegamos acá. Nuestro "acá enfrente" de los porteños. El motivo principal de mi entrada a Uruguay: La visita a Abel.




A Abel lo conocí 8 veranos atrás en un viaje parecido con Mile, cuando todavía éramos siamesas. El tiempo y la distancia física (q no era mucha pero sí suficiente) nos habían hecho no saber nada el uno del otro y por esas "cosas de la vida", la tecnología de nuestro lado nos había hecho retomar contacto. Fue curioso ese año de caída, 2006, donde sentí q la alegría se apagaba con el amor, y aparecieron personas del pasado, de mis aventuras por el mundo trayéndome de nuevo mi propia energía. En este viaje he tenido importantes momentos de entendimiento, de sentir que había pasado la prueba, que La ORGANIZACIÓN nuevamente volvía a hablarme. Que claramente venían los proyectos, las ideas, las ganas de hacer cosas y empezar este año lectivo.




En esta mañana del 4 de febrero 2007, todo también cerró para levantarme corriendo a buscar el pasaje de regreso Montevideo-Baires q me había olvidado en el mostrador y encontrar esta mesita acá, con el sol mañanero q le pegaba de costado, con una máquina de café express adentro q tenía ganas de preparar uno para mí. Y para disfrutar esas cosas lindas q tienen las ciudades, incluyendo Montevideo, acepté este regalo y las ganas de escribir.




Abel en su casa duerme junto a su niña Giuliana, la mañana ya se mueve. Pasaron la noche con Joni jugando partido tras partido de ajedrez hasta el amanecer. Todavía queda una larga charla con Abel, una recorridita por la ciudad y mañana 5 de febrero, imposible no estar en los 30 de mi amiga Caro. Feliz de ir a su cumple. Y nada más.